Rincones de Extremadura

Conoce los 5 embalses más grandes de Extremadura

embalses de extremadura

Que Extremadura no tiene mar es una realidad, pero no por ello carece de costa. Hablamos en este caso de una costa de agua dulce. Y es que Extremadura es la región con mayor cantidad de agua embalsada, lo que implica más de 1.400 kilómetros de costa interior para el disfrute de extremeños y visitantes. De hecho el turismo de interior en los embalses de Extremadura se ha convertido en la alternativa perfecta al masificado y caro turismo de playa.

Extremadura cuenta con 175 embalses de agua, de mayor o menor tamaño, y además con infinidad de piscinas naturales, gargantas y cascadas, estas últimas concentradas principalmente en las comarcas de La Vera y el Jerte. Hoy desde el Blog de Sabor a Extremadura queremos hablarte de los cinco embalses más visitados y con mayor oferta turística. ¡Empecemos!

Embalse de Orellana

No solo es uno de los embalses de Extremadura más grandes, sino que es un paraíso para los amantes de todo tipo de deportes acuáticos (windsurf, vela, piragüismo, etc.). Además cuenta hasta con una playa con bandera azul. Y si eres amante de la naturaleza, debes saber que se encuentra catalogada dentro de la Red Natura 2000 como Zona de Especial Conservación, pudiendo encontrar allí una gran diversidad desde el punto de vista de la fauna y la flora.

Embalse de Cíjara

En plena Reserva Nacional de Cíjara, y con más de 25.000 Ha de extensión encontramos otro de los embalses de Extremadura más importantes. En su entorno podemos encontrar todo tipo de animales como gamos, nútrias, linces, ciervos, o cigüeñas negras. Este embalse es también popular por ser uno de los lugares favoritos para los aficionados a la pesca, por la gran variedad de ejemplares que allí se pueden encontrar. Además está perfectamente acondicionado para el disfrute del visitante, disponiendo de áreas recreativas, merenderos, parking, y muchas más cosas que harán de nuestra visita al embalse del Cíjara toda una experiencia.

Embalse de la Serena

Se trata del mayor de los embalses de Extremadura, y el segundo de la península ibérica, solo por detrás del embalse de Alqueva, en Portugal. Su capacidad supera los 3.000 hectómetros cúbicos de agua. A las actividades acuáticas que allí podemos practicar debemos añadir que se trata de un sitio perfecto para el avistamiento de aves, especialmente durante el otoño, momento en el que llegan a la zona gran cantidad de aves migratorias como son las grullas, las avutardas o las cigüeñas negras.

Embalse de Gabriel y Galán

En la provincia de Cáceres encontramos este espectacular embalse, conocido por muchos por encontrarse junto al bello pueblo abandonado de Granadilla, que se ha convertido en uno de los grandes atractivos turísticos de la provincia. Allí encontraremos la playa de los Membrillares, que es una de las playas de interior mejor acondicionadas para el baño.

Embalse de Alcántara

En pleno río Tajo encontramos el embalse de Alcántara, que recibe al visitante con una vista espectacular del famoso Puente Romano de Alcántara, un puente que sigue en pie tras 2000 años, y que se encuentra a poco más de 500 metros de la presa aguas abajo.

Y para ti, ¿cuál es el mejor de los embalses de Extremadura? ¿A que embalse te gustaría ir para disfrutar de un gran día con tu familia o amigos?